Industria automotriz mexicana rápida y furiosa


E imparable.

De acuerdo con cifras de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz [AMIA], la producción de vehículos ensamblados en los parques industriales mexicanos aumentó un sólido 3,2% en abril con respecto al mismo mes del año pasado; en tanto, las exportaciones por el mismo concepto avanzaron en un 16,1%.
“No obstante haber presentado el periodo vacacional de Semana Santa, durante abril pasado las exportaciones de vehículos mexicanos repuntaron, ganando presencia en el mercado estadounidense con doble dígito [19.6% abril 2017 versus abril 2016], justo cuando las ventas internas del principal comprador cayeron 4,9%”, informaba esta mañana del lunes [huso horario mexicano] Eduardo Solís, presidente de la AMIA.
El gremio –cabe anotar- agrupa a las marcas ensambladas en la economía azteca: las estadounidenses Ford y General Motors; las japonesas Honda, Mazda, Nissan y Toyota; la alemana Volkswagen, y la italiana Fiat, que controla a Chrysler.
Entre enero y abril del presente año, el acumulado creció en 13,6% respecto al mismo período del 2016 cerrando el cuatrimestre en 1.221.877 unidades producidas; de las cuales, se despacharon al mercado extranjero 978.972 vehículos: un avance del 14,6%.

Estados Unidos, el principal mercado

“El 80% se exporta, y el principal mercado es los Estados Unidos donde ocho de cada diez autos pertenecen a marcas hechas en México; siendo el usuario promedio el estadounidense de clase media”, indicó un analista de bolsa especializado en la industria automotora desde Ciudad de México.
En efecto, México despacha la mayor parte de su producción automotriz a Estados Unidos, su socio principal bajo el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).
“Son –por tanto- vehículos ligeros los más demandados por el público estadounidense”, dijo la fuente. “Es clave, en ese sentido, fortalecer el TLCAN en lugar de tratar de sepultarlo”, acotó.
En abril 2017 contra el mismo mes del año anterior, en tanto, el mercado interno o ventas al público retrocedió “por un efecto estacional, el de Semana Santa” aclaró Solís en 3,3%; pero en el acumulado [enero-abril] hubo un avance del 5,8% con relación a similar lapso del 2016.
 
Fuente: iForex