Exportan capital humano especializado en autopartes


Querétaro no sólo se consolidó como el centro de autopartes en el país, ahora se convirtió en el exportador de personal medio y gerentes de la zona del Bajío.
Sostuvo el director del  Centro de Desarrollo de la Industria Automotriz en México, (CEDIAM), Isidoro Mata Cano, al señalar que hoy “Estamos exportando personal medio y gerentes hacia las empresas del bajío porque allá no tienen la capacidad para ofertar esas posiciones”.
Dijo que las empresas del ramo automotriz, que se han asentado en entidades de la región, voltean a Querétaro para abastecer su demanda de personal calificado.
“Se están llevando el personal porque Querétaro tiene muy buen nivel en ese sentido, entonces se están yendo y es uno de los problemas fuertes el intercambio y rotación de personal, pero a lo que me refiero es que Querétaro sigue creciendo por arriba de la media con poco más del 4 % cuando la media nacional anda en 2.5 %”.
En su opinión el hecho de que empresas del Bajío encuentren aquí su mano de obra calificada, es un problema pero también un reto para ver cómo se puede retener al talento humano dentro de las empresas.
Aseguró que esta retención no sólo tiene que ver con mejores sueldos, sino el generar empleabilidad, esto es, ofreciendo valores agregados como es el entrenamiento de operadores en otros aspectos que les permita emplearse en cualquier situación lo que genera un sentido de pertenencia.
Dijo que el exportar talento humano en los niveles gerenciales es resultado de que en esas entidades la oferta que tienen todavía no llega a ese nivel  de años de vocación de autopartes como si lo tiene Querétaro.
Por ahora, indicó que las instituciones educativas se están preparando, pero todavía no llega a un cumplimiento de demanda, y es aquí donde el personal de esta entidad es atractivo para su inserción.
Lo anterior también al reconocer que en el país como el estado, se registra déficit de ingenieros del 30 %, ya que si bien hay un egreso promedio de mil profesionistas de esta área anual, el problema es que de estos ni el 50 % se encuentran preparados para atender los requerimientos que exige la planta productiva.
“Este es uno de los problemas que hemos tenido en la industria y los hemos tenido siempre, que llegan y hay que gastar por lo menos un año y medio para prepararlos y aprendan las competencias básicas” y sean productivos de manera inmediata, señaló.
Fuente: Diario de Querétaro