Inviable aumentar salarios por TLCAN: Canacintra


México no puede incrementar los sueldos por la revisión de un tratado comercial, por decreto o de manera artificial, ya que generará un problema de inflación, señaló la organización.
Pese a las diferencias salariales en la industria automotriz en Norteamérica, México no puede incrementar los sueldos por la revisión de un tratado comercial, por decreto o de manera artificial, ya que generará un problema de inflación, señaló Arturo Rangel Bojorges, vicepresidente de Comercio Exterior y Asuntos Internacionales de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra).

 “El posicionamiento de la industria es muy claro, no se puede incrementar los salarios artificialmente, los salarios obedecen a una variable económica, a una estructura de país que necesariamente tiene que obedecer a un equilibrio del mercado, así como a la oferta y la demanda laboral en los estos”, comentó.

Tras su participación en el foro Automotive Leaders, Rangel advirtió que si se aumentan los salarios se puede observar algo como lo que se vivió en países como Argentina, Brasil, o el caso especial de Venezuela, que decidió incrementar los salarios por decreto y la inflación está descontrolada.
Por otra parte, enfatizó que en el sector automotriz el consenso es mantener las reglas de origen y agregó que uno de los riesgos de modificarlas artificialmente implicaría perder competitividad frente a otras regiones.
Sin TLCAN México puede salir adelante, afirmó, sólo que será un poco más complicado; no obstante, dijo que la red de tratados comerciales del país permitiría llevar la producción de vehículos mexicanos a otros mercados, que han sido poco atendidos.

Aunado a la revisión del TLCAN, la industria automotriz mexicana debe trabajar en una agenda interna de competitividad, una agenda fiscal, así como con el sector público para que haya mayores facilidades para las Pymes en las compras, así como garantizar el efectivo pago a los proveedores.

Indicó que el tema de los salarios se ha politizado, pero se enfrentan también a un déficit en los empleos, en estados como Chihuahua, existen cerca de 10 mil plazas sin ocuparse por la falta de mano de obra. En este sentido, dijo que es necesaria una oleada de migración hacia los estados del norte y se debe considerar además que el bono demográfico se acabó.
Anteriormente, sindicatos canadienses señalaron que el problema es México porque se niega a revisar los bajos salarios que provocan el cierre de empresas en Canadá y EU.
“El problema de esta renegociación no es Canadá, es México y que sus negociadores se niegan a revisar los salarios. Son tan bajos que no se puede competir con ello y eso explica que 52 por ciento de la población esté viviendo en la pobreza”, subrayó Jerry Dias, presidente de Unifor, uno de los sindicatos más influyentes en Canadá.
Fuente: Milenio