ACBO: visión colaborativa en el sector automotriz en México


A menos de un año de su conformación, la alianza del Bajío impulsa una fuerte agenda de acciones para los próximos años en la región.

Por: Erick Estrada

Proyectos de infraestructura de alto impacto, fortalecimiento de la red de proveeduría de la región, son algunos de los proyectos que se gestan desde el pasado mes de mayo de 2019 cuando los gobernadores de la zona Bajío decidieron firmar y conjuntar esfuerzos por el desarrollo con el llamado “Pacto de San Miguel” que integraba a San Luis Potosí, Guanajuato, Querétaro y Aguascalientes, al que después se sumaría Jalisco.

Son cinco entidades multidiversas que se integraron con la única finalidad de impulsar para la zona del Centro Bajío-Occidente un modelo de desarrollo que les permita posicionarse como la región económica más competitiva de América Latina en los próximos años.

Los números no son menos, de acuerdo con lo expuesto por el Laboratorio Nacional de Políticas Públicas (LNPP) del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) previo a la creación de la alianza, en un estudio que elaboraron en conjunto con analistas de Citibanamex.

La Alianza del Centro Bajío-Occidente (ACBO) consigue integrar en una zona de poco más de 300 kilómetros a más de 18 millones de personas, un 16.6 por ciento de la población de todo el país, con una masa crítica de edad promedio en los 25 años. Eso por el lado sociodemográfico.

Ese 16.6 por ciento de la población de todo el país le alcanza a la ACBO para compararse por ejemplo con poblaciones como Australia, Rumania y Chile, con una población que ronda también los 18 millones de personas.

Por el lado económico, la ACBO se integra como una zona de alta plusvalía para la industria, pues mantiene crecimientos sostenidos en su Producto Interno Bruto (PIB) promediados 3.5 por ciento, muy por encima de lo que crece a nivel nacional que lo hace a tasa de 2.7 por ciento. Solo es rebasada por entidades como Baja California Sur y Quintana Roo que crecen a tasas cercanas al 5 por ciento por su vocación dedicada al sector turismo.

Aún así, y con una creciente vocación por la industria pero también con claros enfoques en diversificar sus actividades, las entidades que integran la ACBO en conjunto se posicionaron como la tercera economía que más crece en el país, incluso con niveles superiores a Nuevo León.

La contribución que hace la zona a la integración del PIB nacional es apenas 8 décimas porcentuales por debajo de la Ciudad de México. La zona que integra la ACBO aporta el 16.7 por ciento del PIB, mientras que la capital del país aporta el 17.5 por ciento.

Así, de manera somera y pronta, la ACBO se configura de manera conjunta a alcanzar a símiles zonas económicas que se han creado en países como Estados Unidos, con la zona de Los Grandes Lagos.

COMPLEJIDAD INDUSTRIAL

Si bien es una zona que tiene predominancia por el sector industrial, aún es muy joven en la composición de sus sectores, y enfrenta grandes retos de adaptación entre cada una de las entidades, por la preponderancia de algunas de sus industrias o incluso porque algunas no tienen la suficiente capacidad de adaptación a otras industrias.

A nivel regional, la zona tiene 10 industrias altamente desarrolladas, a las que ha identificado como los principales clústers de la alianza considerando sobre todo a la población ocupada.

El primero es el de elaboración y procesamiento de alimentos con 203,590 personas ocupadas en toda la zona; le sigue después la distribución y comercio electrónico que ocupa a 147,991 personas.

En tercer sitio se encuentra la industria automotriz con una población ocupada de 145,189 personas; después están los servicios de apoyo a los negocios con 134,322 personas ocupadas; en la industria del calzado se emplean a 117,012 personas.

En educación la ACBO cuenta con 110,114 personas ocupadas; en hotelería y turismo la cifra es de 73,711 personas; en el sector logístico es de 65,860; en tecnología de la información e instrumentación analítica ocupa a 64,22; mientras que la industria de plásticos ocupa a 63,983 personas.

Pese a esa diversidad, únicamente cuatro estados tienen un grado de complejidad apto para adaptarse a más industrias: San Luis Potosí, Guanajuato, Querétaro y Jalisco. Aguascalientes, por su parte, se encuentra separado, con un número mayor de productos complejos con posibilidades de desarrollo, al tener una predominancia inminente por la industria automotriz. En promedio el grado de complejidad de toda la región es de 0.82 puntos, donde a mayor número es más compleja su adaptación a más industrias.

…AHORA POR ESTADOS

De acuerdo con el Atlas de Complejidad Económica desarrollado por el CIDE, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y el Center for International Development de la Universidad de Harvard, cada uno de los estados cuenta con industrias altamente desarrolladas, pues son las que concentran un mayor número de empleos.

En el caso de San Luis Potosí, estas son la manufactura y construcción en primer momento; los servicios empresariales y relacionados; el comercio; los servicios de educación y salud; actividades gubernamentales; servicios profesionales; electricidad, transporte y comunicaciones; agricultura; y minería.

Sin embargo las vocaciones de exportación se marcan aparte: vehículos de transporte; maquinaria; electrónicos; metales; vegetales, alimentos y madera; químicos y plásticos; textiles y muebles; piedra y vidrio; y minerales.

En cuanto a los sectores predominantes en Aguascalientes se encuentran: manufactura y construcción; servicios empresariales y relacionados; comercio; servicios financieros, inmobiliarios y profesionales; servicios de educación y salud; y electricidad, transporte y comunicaciones. En sus exportaciones, Aguascalientes también tiene predilección por vehículos de transporte, maquinaria y productos electrónicos.

Jalisco también comparte una predominancia en el empleo dentro de la manufactura y la construcción; los servicios empresariales; el comercio; servicios financieros, inmobiliarios y profesionales; servicios de educación y salud; electricidad, transporte y comunicaciones; actividades gubernamentales; y agricultura. En cuanto a exportaciones son: electrónicos; maquinaria; vegetales, alimentos y madera; químicos y plásticos; vehículos de transporte; piedra y vidrio; metales; y textil y muebles.

Guanajuato cambia un poco el rumbo de su empleo, aunque comparte los mismos sectores: manufactura y construcción; comercio; servicios empresariales; servicios financieros, inmobiliarios y profesionales; servicios de educación y salud; electricidad, transporte y comunicaciones; actividades gubernamentales; y agricultura. En cuanto a exportaciones se encuentran: de manera muy predominante los vehículos de transporte; siguen los vegetales, alimentos y madera; químicos y plásticos; maquinaria; textiles y muebles; minerales; electrónicos y metales.

Por otro lado, en Querétaro predomina en cuanto al empleo: manufactura y construcción; servicios empresariales; servicios financieros, inmobiliarios y profesionales; comercio; servicios de educación y salud; actividades gubernamentales; electricidad, transporte y comunicaciones; y agricultura. En cuanto a exportaciones destacan por mucho los vehículos de transporte y maquinaria; por otro lado están los electrónicos; químicos y plásticos; vegetales, alimentos y madera; textiles y muebles; metales; y piedra y vidrio.

DENTRO DEL SECTOR AUTOMOTRIZ

Si bien no todos los estados que se encuentran dentro de la zona que comprende la ACBO tienen una predominancia por la industria automotriz, entre las cinco logran complementar una cadena de valor con alto nivel de manufactura que permite que este sector y justamente dentro de esta región sea uno de los más desarrollados en todo el país.

Únicamente San Luis Potosí, Aguascalientes y Guanajuato son los estados que cuentan con plantas armadoras de vehículos; sin embargo Jalisco tiene un importante sector tecnológico que provee algunos de los principales componentes que integran los automóviles, mientras que Querétaro concentra una industria de autopartes de alto nivel.

Es un área geográfica que abarca aproximadamente 300 kilómetros del territorio mexicano, cuenta con una masa poblacional aproximada de 18 millones de personas entre las cinco entidades.

Su eficiente conexión carretera permite que las principales ciudades se conecten entre sí en un tiempo promedio de dos horas. Es viable llegar a la capital del país, en transporte terrestre, en hasta cuatro horas; hacia la frontera norte se puede conectar hasta en seis horas.

Dentro de la misma zona geográfica convive un ecosistema automotriz grandemente fortalecido, pues se encuentran dentro de la región 10 armadoras automotrices y una cadena de suministro para todo el sector -a nivel nacional e incluso internacional- de 800 empresas.

Entre los cinco estados se producen vehículos para 6 marcas automotrices: General Motors, Honda, Mazda, Toyota, Nissan y BMW. 18 modelos automotrices son fabricados desde la ACBO para el mercado interno así como para el exterior del país.

Además de eso, el 80 por ciento de las cadenas de suministro que se encuentran en el país para la industria en general se encuentra concentrada en los cinco estados que integran la ACBO, lo que la convierte en una zona propicia para el desarrollo industrial.

Esa gran vocación hace posible que no solo se vaya a consolidar como un área exportadora no solo en América sino a nivel mundial, con lo que podrá convertirse en una zona económica competitiva modelo para el desarrollo a través de la regionalización, como lo hace

¿CÓMO LOGRAR EL DESARROLLO?

Para la conformación de la ACBO los retos son claros. Se tiene la meta a mediano plazo de llevar el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) hacia un nivel promedio del 4 por ciento en general, con lo que estaría a niveles superiores de la media nacional.

Dentro de los planes que se han conformado con la intención de consolidar a la zona como el más importante polo de desarrollo en el país se ha pensado en todo. Entre ello, además se ha planteado la necesidad de impulsar el crecimiento económico de la mano de un desarrollo sostenible, bajo la premisa de que deben de coexistir en armonía.

Además de ello, se han planteado una serie de instituciones de manera regional a fin de impulsa a la zona. Una de ellas sería la Agencia Regional de Desarrollo, donde se impulsarán temas de desarrollo económico en conjunto entre las cinco entidades; una Agencia Regional de Energía que impulsará temas de desarrollo de energía eléctrica verde en la región; así como un fideicomiso regional que permita financiar los proyectos de infraestructura que se realicen de manera interestatal.

El ejemplo más claro lo vemos en la Agencia Regional de Energía, en donde se proyecta la construcción de una granja de energía en Los Altos de Jalisco. Esa planta sería de un promedio de 70 mega watts y podría surtir energía verde a todas las empresas instaladas en el Puerto Interior de Silao, en Guanajuato.

En cuanto a proyectos de infraestructura interestatales, la ACBO alista una agenda de al menos 100 proyectos de alto impacto. El más tangible es la construcción de un ramal de tren interurbano para conectar a León, Guanajuato, con la ciudad de Querétaro. A su vez, se desdoblarían otros ramales que permitirían conectar con las ciudades de Guadalajara, Jalisco, de Aguascalientes y San Luis Potosí, en un sistema interconectado que finalmente desemboque en la Ciudad de México.

De la mano además de esas estrategias de carácter regional se impulsa la internacionalización de la alianza con proyectos para abrir oficinas de representación comercial en países como China, Singapur, Estados Unidos y España. Entre las plazas que se tienen consideradas de momento se encuentran Chicago, EUA, y Shanghái, China; en ambos casos las instalaciones serían provistas por privados a fin de que la alianza no realice gastos mayores en la adquisición de esas instalaciones, por lo que una opción incluso podría ser las instalaciones de Casa Jalisco, del Consejo Regulador del Tequila, en ambas ciudades.

Además, en cuanto a los términos legales de la alianza se definirán en las próximas semanas el instrumento bajo el cual quedará asentada, en lo que además se realiza su estructura orgánica y de gobierno con la intención de que se consolide como una asociación.

Cuestionados al respecto, los secretarios de Desarrollo Económico de toda la región coincidieron de que este esfuerzo regional se traduce en el objetivo de hacer ver que en la ACBO las cosas se hacen bien.

Fuente: AUTOMOTIVE SUPPLY NEWS

Leave a Comment


Your email address will not be published.